Dave Brubeck QuartetCuando en el año 1954 Time decidió ponerlo en su portada, Dave Brubeck se sintió incómodo, molesto. Ocurre que, pese a que fue el segundo músico de jazz (el primero fue Louis Armstrong) en aparecer en la publicación, él consideraba que se premiaba su color de piel.

Incluso, cuando su ídolo Duke Ellington se presentó con la revista en la puerta de la habitación del hotel en el que coincidieron, las palabras Brubeck fueron: “Debiste haber sido tú”.

Pese a su modestia, Brubeck supo lograr acumular méritos suficientes como para quedar en la historia del jazz. Con un estilo muy particular, formó parte del género que nació en la Costa Oeste de Estados Unidos: el cool.

Por ejemplo, logró consolidar una de las agrupaciones que mayor tiempo se mantuvo activo. En efecto, el Dave Brubeck Quartet hizo sus primeros conciertos en 1951 y permaneció hasta 2012.

Y no sólo eso. Sino que también consiguió generar una gran cantidad de hits. Ejemplo de ello fue “Time Out”, el disco que grabó en 1959 y que logró vender, nada más y nada menos, que un millón de copias.

Por aquel entonces, Brubeck había alcanzado una excelente comunión con el saxofonista Paul Desmond, que fue el creador de “Take Five”, uno de los temas más populares del álbum.

Otro de los saxofonistas que pasó por la agrupación fue Gerry Mulligan. Joachim Berendt aseguró en su libro “El Jazz – De Nueva Orleans al Jazz Rock” que Mulligan convirtió al cuarteto “en un grupo considerablemente más intenso y más cálido”.

También formaron parte de la agrupación a lo largo de los años Bob Bates, Joe Dodge, Ron Crotty, Lloyd Davis, Joe Morello, Norman Bates, Eugene Wright, Jack Six, Alan Dawson, Bobby Militello, Michael Moore y Randy Jones.

En la década del setenta, sus hijos Darius, Dan y Chris acompañaron a Brubeck en varias ocasiones y aportaron algunos elementos de fusión a su música. Y la banda continúo tocando hasta que el 5 de diciembre de 2012, a un día de cumplir 92 años, falleció en Connecticut.

Gonzalo Chicote
animalesdeljazz@hotmail.com